Trabajos para estudiantes ¡Sí se puede estudiar y trabajar!

Trabajos para estudiantes universitarios

¿Sabes cuáles son los trabajos para estudiantes más comunes? Estudiar y trabajar al mismo tiempo puede parecer una tarea imposible. Sin embargo, esta es la realidad para miles de estudiantes universitarios en el Perú. Si se hace de manera inteligente, puede convertirse en una oportunidad increíble para ganar experiencia laboral y ahorrar dinero.

Trabajos más comunes para estudiantes universitarios

En Perú, más del 66% de los jóvenes (entre 19 y 22 años de edad) trabajan mientras estudian, de acuerdo a un informe del Banco Interamericano del Desarrollo en 2018. La gran mayoría lo hace como trabajadores dependientes (80%), mientras que los demás trabajan por cuenta propia (20%). Igualmente, lo más frecuente es encontrar a universitarios en trabajos de medio tiempo, o por turnos.
Es normal que los estudiantes universitarios busquen trabajar durante sus estudios por distintas razones. Por ejemplo, la necesidad de cubrir los gastos de la carrera (pensiones, materiales escolares, transporte, residencia, comida…); ganar experiencia laboral dentro de su área de estudios; ahorrar para programas de posgrado, entre otras.
Estos son algunos de los empleos más comunes para estudiantes:
  • Camarero o barista. El sector de los restaurantes y cafeterías ofrecen muchas facilidades a los estudiantes a la hora de coordinar su horario de trabajo con sus clases. Generalmente, no es necesario contar con mucha experiencia previa, y la oferta laboral es variada.
  • Auxiliar de ventas. Las tiendas de cualquier tipo buscan personas jóvenes para el área de ventas, porque suelen ser bastante proactivos y sociales. También es frecuente que trabajen medio tiempo, y las comisiones los ayuden a ahorrar dinero.
  • Tutor particular. Cuando los estudiantes son buenos en ciertas materias, pueden sacarle provecho a sus conocimientos ofreciendo clases particulares a otros universitarios, o estudiantes de secundarias. Les brinda la oportunidad de establecer ellos mismos sus ganancias.
  • Personal de catering. Es posible trabajar solo los fines de semana, o días específicos. Así que, deja bastante tiempo libre, y los salarios no son malos. Además, asistir a distintos eventos puede ser una excelente distracción de la monotonía.
  • Auxiliar administrativo. El ambiente empresarial es una gran opción para los estudiantes de esta área. Pueden realizar tareas de auxiliares o asistentes, ganar mucha experiencia y entrar en contacto con el entorno que les espera al culminar su carrera.
Trabajos para estudiantes universitarios
Trabajos para estudiantes universitarios

Lo mejor de estudiar y trabajar al mismo tiempo

Trabajar y estudiar a la vez implica un grado de responsabilidad y determinación importante. Sin embargo, también tiene ventajas significativas, que le dan valor a todo el esfuerzo invertido.

Sentimiento de independencia y autosuficiencia. Al ser capaz de pagar los gasto de la carrera por tu cuenta y sin llenarte de deudas.

Comenzar a formar tu currículo y conocer el mercado laboral. Lo mejor es buscar un empleo cercano al área de estudios de tu carrera, para tener la oportunidad de conocer realmente la profesión.

Ahorrar para tu futuro. Al graduarte, quizás te tome algo de tiempo encontrar trabajo y organizar tu vida. Así que, guardar dinero en esta etapa puede permitirte afrontar dificultades en el futuro.

Crear buenos hábitos. Responsabilidad, gestión de tiempo, administración del dinero y perseverancia, son algunas de las aptitudes que puedes adquirir.

Conseguir contactos y hacer amigos nuevos. Las relaciones interpersonales que formas en el trabajo se pueden convertir en oportunidades laborales después.

Bolsas de trabajo ¡Tu universidad te ayuda a buscar empleo!

Es bastante común que las universidades peruanas manejen sus propias bolsas de trabajo. Un servicio donde se registran empresas de todo el país, que estén en busca de nuevo personal. Así las universidades se aseguran que sus estudiantes y egresados, tengan acceso a las mejores oportunidades del mercado laboral.

Los estudiantes pueden responder a ofertas de empleos a medio tiempo, o a practicas preprofesionales. Esta segunda opción es la más indicada para estudiantes de los últimos semestres, pues, podrán ejercitar todo el conocimiento y las habilidades que han adquirido en las clases.

Igualmente, el departamento encargado de manejar la bolsa de trabajo, suele organizar cursos o talleres sobre ciertos aspectos importantes como: Construir tu currículo, enfrentar una entrevista de trabajo, redactar una carta de presentación, elegir el empleo ideal, etc.

Estas son algunas universidades públicas y privadas con bolsas de trabajo:

Encuentra un trabajo dentro de tu universidad

Para los estudiantes que estén interesados en trabajar, pero tienen poco tiempo libre y pocos recursos para el transporte, la mejor opción es buscar un empleo dentro de su universidad. En la mayoría de los casos, un campus universitario funciona como una pequeña ciudad. Podría sorprenderte las oportunidades de trabajo que encuentras allí.

Primeramente, debes averiguar si tu universidad tiene un programa de Becas trabajo. Éstas te permiten realizar tareas administrativas en distintos departamentos, a cambio de una ayuda económica, o la solvencia de las cuotas de la carrera.

Por otro lado, los centros de preparación pre-universitaria acostumbran contratar a estudiantes con buenas calificaciones, para dar tutorías a los postulantes, o alumnos, que necesitan nivelación para ciertas asignaturas ¡Anímate! Y consulta con algún asesor de tu facultad.

Consejos para conseguir trabajo siendo estudiante

  • Establece tu horario, con el tiempo exclusivo que debes dedicarle a tus estudios, y calcula cuánto espacio puedes ocupar con el trabajo. Así sabrás exactamente a qué ofertas de empleo debes aplicar, y puedes negociar cambios de turnos o días libres. Aclara todas tus dudas antes de aceptar el trabajo.
  • Comenzar con prácticas preprofesionales es una gran oportunidad, pues, te abre una puerta real hacia el mercado laboral que enfrentarás al graduarte. Busca pasantías en empresas u organizaciones relacionadas con tu carrera, si ya has cursado más de 1 año de estudios.
  • Durante la entrevista de trabajo muéstrate honesto y muy interesado en aprender. Las empresas que contratan jóvenes estudiantes, buscan personas proactivas y sociables, pero también responsables.
  • Si no tienen ningún tipo de experiencia laboral previa, prueba con actividades de voluntariado por un tiempo. Son experiencias que pueden respaldarte al buscar tu primer empleo.
  • Consulta en tu circulo cercano. Si se trata de tu primera vez, pregunta a tus familiares y profesores de la universidad. Lo más probable es que puedan orientarte hacia buenas opciones de empresas que se encuentren contratando.

¿Cómo ahorrar dinero mientras estudias?

Es posible ahorrar dinero siendo un estudiante, siempre que te esfuerces y pienses de forma estratégica. En primer lugar, considera cuáles son los gastos fijos que tendrás cada mes (cuotas de la universidad, residencia, comida, transporte). Luego, construye un presupuesto del dinero que necesitarás mensualmente.

Seguidamente, puedes organizar un cronograma de pagos y ahorro. Cada vez que recibas tu sueldo, toma un porcentaje del dinero y guárdalo fuera de tu vista. No tiene que ser una gran cantidad, comienza poco a poco. Pero es fundamental que ignores la existencia de este dinero una vez que lo hayas guardado.

Igualmente, debes aprovechar cada oportunidad que tengas para reducir tus gastos. Por ejemplo, preparar tu comida en casa es más económico que comprarla preparada en la calle. Incluso, si tienes que buscar una residencia, tienes la opción de compartirla para que el costo sea menor.

¡Aléjate de las deudas! No lograrás ver el progreso de tus ahorros, si siempre le debes dinero a alguien. La clave está en aprender a administrarte correctamente, evitar todos los gastos exagerados e innecesarios.

¡Estudia, trabaja y alcanza todas tus metas!

Mantenerte motivado te ayudará a sortear los obstáculos, y conquistar cada una de tus metas. Estudiar y trabajar al mismo tiempo es una decisión importante que debes tomarte en serio, para evitar cometer errores, y terminar llevando una carga enorme e innecesaria. La planificación es la actitud correcta.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *